domingo, 27 de diciembre de 2015

Después de todo.



Después de todo...



 Continua amaneciendo
como cualquier mañana,
nada ha cambiado, nada,
la luz llega, se queda,
y puede ser que tu voz calle
junto al sueño de anoche,
pero serán instantes,
tiempo, sólo eso, tiempo,
porque siempre regresa
cuando los párpados se encogen,
hablando en susurro de agua
como desde un abismo
al que asoma la luna
hallándose desnuda,
al borde de su filo.



       Y es que después de todo
sigo contando inviernos,
restando primaveras,
a un calendario roto,
y la vida en los hombros
y el destino en la cuerda,
pero si te recuerdo..
sólo si te recuerdo.


©Encarni Mejides

sábado, 19 de diciembre de 2015

Sigamos amándonos.



Sigamos amándonos.


Como si no hubiese tiempo..
ni pasado, ni futuro..
sólo tú y yo en este mundo
de vagabundos sin sueños
de locos, poetas y cuerdos.


Sigamos como tal cosa
bailando bajo la luna
y sobre la cuerda floja,
que el silencio no se rompa
para hacerle al día burla.



Si tú me sigues, te sigo..
si nuestra vida es un vértigo
en el hueco del latido,
un desgarro en el ombligo..
de ese universo soberbio,
que lo inventamos a medias
y se desdibuja a veces
en el iris de un diciembre
de un año más de vivencias,
amándonos sin urgencia.



©Encarni Mejides

Este abismo que me habita..




Este abismo que me habita..



Que en sí mismo, soy yo misma
tan insondable hasta el punto
de serme extraño su profundo
tártaro de amor y heridas,
el  pozo oscuro al que asoma
la memoria de la vida,
y la palabra en la boca
sabe a sal, a piel mordida.




Este abismo en las entrañas
del que desconozco tiempo..
pero siento entre los dedos
como late y se desgarra,
es tan inmenso que no hallo..
ni me hallo en su sima negra,
y mi voz se vuelve arena;
¡Al llamar al otro lado!




Que incomprensible su mundo..
el mío, el de oculto sueño..
entre el hilo del aliento,
el del vértigo convulso
el de la garganta trémula
cuando pronuncia su nombre
y se hace eco sin razones,
en su oscuridad perpetua.



©Encarni Mejides



sábado, 5 de diciembre de 2015

Escribiré en el aire.



Escribiré en el aire...



Un verso que lleve tu nombre,
y hable de esta locura mía..
canjeando con este tiempo
lo que me resta de la vida,
por prestarme una, una sonrisa,
en el azogue del espejo...
de la inconsciencia sin silencio,
cuando desfallece la noche
en manos del día.



Escribiré con estos dedos
pájaros del sueño sin rumbo
en un celeste casi extinto,
por que le porfío al latido
cada golpe dentro del pecho,
o la suma de mis axiomas
tienen o no sentido ,
cuando arde todo el cuerpo
con la pasión de tu recuerdo.


©Encarni Mejides